Ir a contenido principal

Centro Cultural de la Memoria Haroldo Conti

SEPTIEMBRE 2020

Juventudes distópicas

Juventudes distópicas

En el marco de la participación del Festival Futuros en Habitar el Lodo, festival organizado por la Plataforma Lodo, el jueves 24 de septiembre invitamos a Louis Yupanqui, Flora Nómada y Mateo Diosque a pensar y discutir respecto de los imaginarios y las representaciones de la juventud. Participaron del debate Lola Berthet, directora del Conti y Celeste Orozco y Damián Lamanna Guiñazú, del equipo del Festival Futuros. La charla se transmitió en vivo desde el canal de YouTube de LODO.

Miradas afiladas y de una gran capacidad de observación, sostenidas por una práctica cotidiana que las sustenta, Louis Yupanki -mujer trans no binaria antirracista de 21 años, activista en pro de los derechos de la comunidad travesti trans, activista antirracista, artista política y comunicadora social-, Flora Nómada -artista visual de 24 años, egresada del Colegio Nacional de Buenos Aires, integrantes del colectivo Identidad Marrón, desde donde lucha por la igualdad de derechos y oportunidades de las personas marrones/indígenas- y Mateo Diosque -escritor, editor, tallerista y activista de 29 años que vive en Tucumán- dialogaron y pensaron durante casi dos horas sobre los alcances y los límites del concepto de juventud. También sobre el racismo, la transfobia, la lucha por derribar relatos hegemónicos, el límite de lo público y lo íntimo, la imposibilidad de pensar en modelos únicos de juventud y las formas inasibles en las que el futuro se proyecta.

Cada época construye -a partir de modelos y estigmatizaciones- sus propios imaginarios sobre la juventud y lxs jóvenes: subjetividades políticas, estéticas y de consumo. Desde los cuerpos que la publicidad construye como formas únicas, válidas para el trabajo, el deseo y la disciplina; hasta aquellas subjetividades señaladas como rostros de la violencia y el peligro.

El objetivo de este encuentro fue reflexionar a partir de una serie de preguntas disparadoras y cruzar las experiencias de artistas y activistas que pueden ser consideradxs jóvenes. Un punto en común, la juventud como voluntad desenfrenada de acción; justamente cuando la experiencia asoma la cabeza en el medio de la clausura, la posibilidad de habitar mundos que todavía no existen.

Como corolario, el viernes 25 de septiembre el Grupo Esfera Pública -integrado por Alan Borsini, Alexis Minkiewicz, Jaguar Dorado, Juana Cortés, Lucía Amico, Leandro Martínez Depietri, María Landeta, Nehuén Zapata, Rodolfo Opazo y Silvio Lang- nos maravilló con la performance Monumentos insurreccionales que, de algún modo, sintetizó y potenció lo planteado el día anterior. Una tertulia cacofónica de lecturas y escrituras, de preguntas: ¿cuál es el repertorio de memorias de nuestras insurrecciones personales y colectivas? ¿Cómo perviven las marcas afectivas de las opresiones en nuestros órganos y tejidos? ¿Qué materia de memoria es monumentalizable y cuáles son las performances posibles de autodefensa y reparación colectivas?

El Arte es político y esta idea quedó plasmada, una vez más, en esta activación del Festival Futuros del Conti en el marco de Habitar el Lodo. El arte como potenciador de lo colectivo por sobre lo individual. El arte como propulsor, desde la cultura, de los cambios necesarios que queremos en nuestras sociedades. Lo personal es político, y lo político es personal, es por esto que todas las voces que nos hablaron continuaron marcando el camino por el que seguimos y seguiremos andando.